senderos de extremadura
vista del chorro Hacia el chorro de la Miacera.

El Gasco (Las Hurdes) Fotografía: Jerónimo Roncero Pascual.


[Establecimientos de Nuñomoral en ALEX]

  Para visitar este impresionante espectáculo de agua cayendo desde más de 100 metros de altura hay que llegar hasta el Gasco. El Gasco está situado a los pies de la sierra de la Corredera en plena comarca de Las Hurdes, junto al nacimiento de río de Malvellido y a unos 9 kms de Nuñomoral. Es una población de probada antigüedad en la que el viajero encontrará calles retorcidas y viviendas típicas de la comarca.

  Con el coche se puede acceder hasta la plaza del pueblo donde se puede dejar el coche y emprender la ruta a pie. Dependiendo de la estación en la que pretendamos visitar este lugar existen dos alternativas: si es en época lluviosa es aconsejable tomar el camino que parte de la plaza por la calle central del pueblo y nos conduce hasta un viejo puente a cuya izquierda sale nuestro sendero; y si es en época estival hay que tomar la misma calle central pero a unos 100 metros nos desviamos por una callejuela que nos conduce al río Malvellido, camino que ha de seguir el turista. Ambas alternativas confluyen en el margen derecho del río Malvellido. Siguiendo el curso de dicho río y antes de llegar al lugar donde se le une el arroyo de la Miacera, nos desviamos a la derecha por un sendero que se traza entre pequeños huertos que simbolizan el trabajo realizado por el hombre hurdano.vivienda hurdana Proseguimos fijándonos en la dirección de las flechas marcadas que van por el curso del arroyo, al tiempo que paramos a tomar aire para seguir subiendo mientras contemplamos la vegetación de la zona. El camino se endurece a medida que vamos alcanzando nuestro objetivo, aunque al llegar la recompensa nos satisface al poder contemplar un chorro de agua que se precipita desde unos 150 metros. El agua que cae va tropezando con el paredón de piedra hasta llegar a la hondonada donde el turista puede pararse a contemplar el espectáculo.

  El chorro legendario está enclavado en un lugar de gran interés paisajístico, constituyendo un auténtico regalo de la naturaleza. Una vez que nos hayamos saciado con la contemplación de estos paisajes, tenemos dos opciones: volver por el mismo camino, o coger un sendero por la derecha del arroyo de la Miacera a pocos metros del Chorro que nos lleva hasta el Pico del Castillo. En la cima de este "pico" podemos ver el denominado volcán del Gasco, lugar del que se extraen las famosas piedras con las que se hacen las famosas "cachimbas" que se pueden adquirir en las tiendas de artesanía del Gasco. En el ascenso se pueden observar vestigios de un castro de la Edad del Hierro según señalan estudios recientes.

  Descendemos por el otro lado de la sierra hasta llegar al valle donde discurre el arroyo Arrocastillo, lugar en el que se pueden observar las famosas terrazas en forma de bancales superpuestos (comúnmente conocidos por estos lares como "paredones") para los pequeños cultivos. Aquí el turista puede constatar las palabras de Miguel de Unamuno: "la tierra cultivada de las Hurdes, es la hija de dolores, de afanes, de sudores de angustia sin cuento…" y "si en todas partes del mundo los hombres son hijos de la tierra, en las Hurdes la tierra es hija de los hombres".

  Este camino nos conduce de regreso a la localidad de partida.

 




© Senderos de Extremadura, 1999.
Queda prohibida la reproducción de la información gráfica y escrita sin autorización del editor

portada Volver al índice
[Volver al sumario] [Volver al índice general]